+1 1 0
Published 5 months ago by Algalia with 0 Comments

Cómo proteger tu comercio online de ataques cibernéticos y brechas de seguridad

En los últimos años, el constante aumento experimentado por las compras online ha hecho que los comercios online se hayan convertido en el blanco perfecto de la ciberdelincuencia.

  • En los últimos años, el constante aumento de las compras online ha convertido a los comercios en línea en el blanco perfecto para los ataques cibernéticos.

    Las vulnerabilidades informáticas y la protección contra estos ataques se han vuelto una de las principales preocupaciones para estos negocios.

    Los datos sensibles almacenados por las tiendas online y la confianza del cliente pueden verse comprometidos si los hackers obtienen acceso de forma remota, lo que puede poner en riesgo la supervivencia del negocio.

    Por eso, la seguridad informática es fundamental para mantener la solidez del sistema y la buena reputación del comercio online.

    ¿Qué es un ciberataque o ataque informático? Los ataques cibernéticos, también conocidos como ataques informáticos o ciberataques, son amenazas informáticas perpetradas a través de software malicioso con el fin de obtener acceso ilícito a datos electrónicos almacenados en computadoras o redes.

    Estos ataques pueden desactivar sistemas, robar datos bancarios, cometer delitos de suplantación de identidad o realizar infiltraciones de forma remota.

    Además, pueden tener objetivos más complejos, como infligir daño a la reputación o sustraer información valiosa. Ser víctima de un ataque informático compromete no solo la integridad de los sistemas, sino también la reputación y la seguridad informática de los datos.

    Principales tipos de ataques informáticos o amenazas informáticas Las empresas de comercio electrónico pueden ser víctimas de ciberataques en cualquier momento, ya que los ataques cibernéticos abarcan un amplio espectro de técnicas y motivaciones.

    Algunos de los tipos de ciberataques más frecuentes incluyen:

    Malware o ataques de código malicioso Estos ataques incluyen programas de código malicioso como spyware, ransomware, virus y gusanos. Aprovechan brechas de seguridad para infiltrarse en sistemas cuando los usuarios interactúan con enlaces peligrosos o abren archivos adjuntos en correos electrónicos.

    Ataques informáticos de phishing Implican el envío de comunicaciones fraudulentas que pretenden obtener acceso a datos bancarios confidenciales, como contraseñas o números de tarjetas de crédito. Además, pueden incluir la instalación de software malicioso en sistemas de víctimas.

    Ataque de intermediario (Man-in-the-middle, MitM) Los hackers interrumpen transacciones entre dos partes para filtrar y robar datos. Utilizan redes Wi-Fi públicas y dispositivos con código malicioso para acceder a la información.

    Inyección SQL Este tipo de amenaza informática busca robar datos sensibles mediante la inserción de código malicioso en servidores que utilizan SQL.

    Ataque informático de denegación de servicio (DDoS) Busca sobrecargar sistemas con tráfico intenso para agotar recursos y el ancho de banda, impidiendo respuestas a solicitudes legítimas. Los hackers suelen usar dispositivos infectados con software malicioso para lanzar estos ataques.

    Ataques cibernéticos de día cero Aprovechan vulnerabilidades informáticas antes de que se implementen parches. Son difíciles de detectar, lo que resalta la importancia de una vigilancia constante y un protocolo de seguridad informática.

    Ataques informáticos de tunelización DNS Utilizan el protocolo DNS para ocultar datos compartidos por Internet, lo que permite robar datos o ejecutar comandos de control desde sistemas comprometidos hacia la infraestructura del atacante.

    Seguridad informática: ¿cómo protegerse de los ataques cibernéticos? La seguridad informática es fundamental para protegerse contra los ataques cibernéticos y requiere de medidas proactivas.

    Algunas recomendaciones incluyen:

    Control de acceso Restringir el acceso no autorizado e implementar programas contra el software malicioso.

    Conciencia personal Tener precaución al abrir correos electrónicos, verificar el remitente y evitar enlaces y descargas no verificados.

    Prevención de software malicioso Evitar la infiltración de código malicioso, escanear dispositivos en busca de virus y no permitir que terceros ingresen datos en el sistema.

    Protección física Usar autenticación de dos pasos, crear contraseñas fuertes y cubrir la webcam del ordenador.

    Seguridad en redes Dividir redes para el personal externo y ser cauteloso al compartir información sensible en línea.

    Respuesta ante un ataque Establecer un protocolo de respuesta claro para actuar rápidamente ante un ciberataque y reducir su impacto.

    Recuerda que contar con un buen seguro de ciberprotección para tu empresa puede ser una medida adicional para proteger tu negocio contra los ataques cibernéticos y garantizar su continuidad operativa.

    En Galia, ofrecemos seguros especialmente diseñados para proteger tu comercio electrónico y brindarte defensa integral ante cualquier amenaza informática. Tu negocio estará a salvo pase lo que pase.

 

Join the Discussion

  • Auto Tier
  • All
  • 1
  • 2
  • 3
Post Comment

Here are some other snaps you may like...